Colores de pared, de qué manera elegirlos?

Anteriormente, en el momento en que era preciso escoger el color con el que colorear las paredes de la vivienda, la mayoria de las veces se decidía por un color único, en general prefería el blanco.
Esto sucedió por el hecho de que se temía que, atreviéndose bastante con el color, uno pudiese fatigarse de manera fácil con el pasar de los años.


En verdad, en el momento en que debe escoger los colores para colorear la vivienda debe valorar ciertos causantes:



  1. la exposición del hosting a la luz natural

  2. la iluminación artificial de la vivienda

  3. el estilo y los tonos de los muebles.

Escoja los tonos de las paredes según la iluminación


Si la vivienda está bien expuesta y explota al límite la luz del sol y está pertrechada con un óptimo sistema de iluminación, asimismo puede atreverse y seleccionar un color frío o obscuro , sin exagerar.
Entonces, use estos colores solo para una pared, alternándolos y combinándolos con tonos mucho más claros como blanco, crema, gris claro, rosa polvo.


Particularmente, para el dormitorio , el ambiente mucho más destinado a la relajación, es preferible no centrarse en colores bastante oscuros, sino más bien elegir tonos pastel .


Donde, en cambio, puede gozar mucho más con colores refulgentes y refulgente es la habitación de los pequeños .


En la salón de estar, cocina y salón de estar , asimismo se tienen la posibilidad de escoger los distintos tonos de naranja .


No obstante, los colores no tienen que escogerse a la suerte, asimismo por el hecho de que afectan múltiples puntos:



  • puede influir en el estado anímico y los estados mentales

  • puede saber distintas efectos ópticos, realizando que el tamaño de las habitaciones perciba de forma diferente.

Colores claros, colores oscuros: peculiaridades y efectos


Por norma general, los colores claros asisten a expandir los ámbitos , pues reflejan la luz.


I colores oscuros , por otra parte, los limita, pues tienden a arrimar las paredes . No es al azar que en los viejos palacios nobles las salas de estar estuviesen repletas de colores cálidos y oscuros, para ofrecer una sensación de mayor «vigiliaje».


Se tienen la posibilidad de utilizar exactamente los mismos efectos ópticos para subir o bajar visualmente el techo . Por consiguiente, en una habitación bastante baja, uno puede colorear el techo de un color tenuemente mucho más claro que las paredes , para saber una sensación de mayor altura.


Al reves, para bajar visualmente las habitaciones desde el techo bastante prominente, puede colorear el techo en un color mucho más obscuro . Para acentuar aún mucho más esta solución, es viable utilizar exactamente el mismo color para colorear, en la parte de arriba de las paredes, una banda de unos veinte centímetros.


Otro inconveniente muy recurrente en distintas hogares es el de corredores bastante largos y estrechos. En un caso así, para sobrepasar el inconveniente, puede seleccionar tonos fríos y claros para eliminar las paredes y un color caluroso y obscuro a fin de que se cierre la pared posterior .


Escoja los tonos de las paredes del hogar según su orientación


Deseando escoger los colores con los que colorear las paredes según la orientación de la vivienda , los factores a tomar en consideración son los próximos:



  • las habitaciones orientadas al norte reciben luz fría que tiende a desvanecer los colores, por ende, elige colores cálidos y refulgentes

  • las habitaciones orientadas al sur se ven perjudicadas por la luz directa, por ende, son preferibles los colores claros, que se fatigan menos en un caso así

  • las habitaciones orientadas al este al amanecer reciben luz fría, con lo que son preferibles los colores cálidos y frágiles

  • para las habitaciones orientadas al oeste, puede diluir la luz del atardecer con una migaja de azul y gris.

Mezclando colores según el estilo de los muebles


Aparte de continuar todas y cada una estas advertencias, no olvide que los colores asimismo tienen que seleccionarse según el estilo de los muebles adoptados para toda la vivienda o la predominante. Por consiguiente, los colores cambiarán según si los muebles son tradicionales, modernos, étnicos o shabby chic .


Para los muebles modernos , por servirnos de un ejemplo, los distintos tonos de verde (de salvia a gris-verde) son muy modernos, que se mezclan particularmente con muebles blancos.


Para esos que eligen decantarse por tonos neutros aun con muebles modernos, colores como el gris claro, el beige o el polvo facial son finos . No obstante, si los muebles se identifican por colores refulgentes para textiles o para los muebles en sí, es preferible seleccionar colores claros para las paredes que son de fondo.


En el momento en que el moblaje es tradicional , no es seguramente las paredes deban pintarse con colores neutros. Con muebles tradicionales asimismo puede seleccionar una pared de color colorado o burdeos del fondo, lo esencial, evidentemente, es no colorear toda la habitación con estos colores refulgentes. Otro color que se amolda de forma interesante a los muebles tradicionales es el amarillo , en sus tonos hasta el beige.


Un estilo que en este momento está consiguiendo cierto éxito es que shabby chic , que le da a la vivienda un ámbito romántico y algo decadente. El color perfecto para las paredes de las habitaciones de esta forma amuebladas es violeta lavanda . Otros colores correctos son verde salvia o azul refulgente.


En una vivienda al final amueblada en estilo étnico las paredes blancas o de color claro no son correctas, pero debemos decantarse por colores refulgentes como lila, almizcle verde, naranja o cobrizo. Añade también alfombras para dar un toque más caluroso en épocas hinvernales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *