Cambia fácilmente un enchufe de tu casa

En este artículo veremos los pasos que deberás realizar para cambiar un enchufe de casa. Pero antes de empezar, te diremos algunas cosas que debes tener en consideración. Los enchufes deberían cambiarse periódicamente y no solamente por motivos estéticos, sino también por seguridad. En cualquier caso, hay que comprar el enchufe que se adapte a tus necesidades. Si además de enchufes simples, se necesitan enchufes dobles o triples, también se encuentran mecanismos apropiados para sustituirlos. Se pueden sustituir todo tipo de enchufes, tanto para encastrar como para colocar en superficie. Lo más habitual y más seguro es colocarlos encastrados, dentro de un cajetín, también se puede reutilizar el antiguo si está en buen estado ya que todos tienen una medida estándar. Los de superficie son los que van sobre la pared y también son de total seguridad si cumplen la normativa.

Los pasos a seguir son los siguientes:

¡IMPORTANTE! Lo primero y fundamental es cortar la luz, desmontar el enchufe, retirando el embellecedor, después se quitará la parte metálica y se desconectarán los cables, en tercer lugar se re-conectarán los cables. En cuarto lugar se colocarán los cables y el mecanismo en el cajetín y para finalizar, se montan los embellecedores y se comprueba que funcione.

Antes de empezar, hay que desconectar la entrada de luz en el cuadro general de la casa. Para desmontar el enchufe, hay que quitar la tapa del mecanismo, normalmente se hace desenroscando un tornillo central y haciendo una pequeña palanca en la muesca lateral. Una vez fuera la tapa, se quita también el embellecedor, si no estaba integrado en el cuerpo del mecanismo. Es el momento de retirar la parte metálica de la base del enchufe, desenroscando en los puntos de anclaje que tenga. Hay que desconectar los tres cables que llegan al enchufe: el azul que es el neutro; el marrón o gris, de fase, y el amarillo y verde que es el de tierra. Para volver a conectar los cables se colocan en los tres bornes correspondientes del nuevo enchufe (puede ser a presión o atornillados, según el modelo). Es ahora cuando hay que introducir los cables y el mecanismo en el cajetín y atornillar con los dos tornillos de apriete. Después, se coloca el embellecedor y la tapa del nuevo mecanismo atornillada. Para dar el trabajo por terminado, conectar de nuevo la entrada de luz en el cuadro general y comprobar que el nuevo enchufe funciona con normalidad. Esperamos que esta guía haya resultado de utilidad para conocer el paso a paso a la hora de cambiar los viejos enchufes de casa por otros nuevos.

cambiar los enchufes de tu casa

Déjanos un comentario